Empresa de tradición familiar

La Familia Carrau ha formado parte de un pequeño grupo de familias en el mundo que se han  dedicado sin descanso y en silencio a cultivar una tradición que ha trascendido generaciones

Acerca de nosotros

La tradición vitivinícola de la familia Carrau comienza en la famosa región de Cataluña, España en 1752. Don Francisco Carrau Vehils, un pescador de Vilasar de Mar, adquirió la primera viña de la familia el 2 de abril de ese año, según el documento original de un Notario Público de Barcelona guardado en el museo de la familia.
Desde entonces, la familia Carrau ha sido parte de un pequeño grupo de familias en el mundo que se han dedicado, en silencio y sin descanso, al desarrollo de una tradición, representando actualmente diez generaciones ininterrumpidas de bodegueros.
Merece la pena destacar que las primeras medallas fueron obtenidas en 1888 y 1892 por vinos presentados en exhibiciones internacionales en Barcelona y Chicago respectivamente. Establecidos en Uruguay desde 1930, la familia Carrau es pionera en el desarrollo de vinos de calidad.
Actualmente, Bodegas Carrau es una empresa familiar, donde Javier e Ignacio Carrau rinden homenaje a más de 265 años de sabiduría generada por sus antepasados.

“En nuestras bodegas, seguimos los valores que nuestros padres aprendieron de sus padres y que son nuestra herencia más valiosa: continua educación e innovación, promover la creatividad del enólogo en el viñedo y la bodega, estrecho contacto con clientes y consumidores, respeto por nuestros proveedores y un ferviente cuidado del principal activo de una empresa: el equipo humano”.
La política de calidad de Bodegas Carrau tiene un único objetivo: promocionar nuestros vinos a través de la excelencia en base al respeto por la naturaleza, el desarrollo del Tannat como nuestro varietal típico y la continua innovación científica aplicada a la uva y los procesos de vinificación.

Misión

”Dedicación y conocimiento desde la viña a la botella de vino para satisfacer a los consumidores más exigentes”

POLÍTICA DE CALIDAD

Producir vinos finos de calidad que lideren en el mercado local y compitan con los mejores vinos del mercado internacional, satisfaciendo a los clientes y consumidores más exigentes. Para ellos cada botella de vino elaborada por Bodegas Carrau debe:

  • Continuidad

    Transmitir el conocimiento y el concepto de calidad desarrollado a través de nueve generaciones ininterrumpidas de bodegueros, aunado a los últimos adelantos tecnológicos

  • Elaboración

    Estar elaborada con uvas especialmente cuidadas y seleccionadas.

  • Transmitir

    Difundir la experiencia de cada integrante de Bodegas Carrau. Los que están capacitados y motivados para la creación y el cuidado de todos los detalles que significa entregar a nuestros clientes un buen vino.

  • Escuchar al consumidor

    Reflejar las sugerencias del mercado para lograr vinos sensibles a las expectativas de nuestros clientes y a la vez fieles al estilo de los vinos de Bodegas Carrau.

Más de 265 años de Historia

Conozca la tradición centenaria de una familia, donde 10 generaciones (desde su Cataluña natal) vienen trabajando en silencio y con gran convicción en la elaboración de grandes vinos y marcando el camino de un país que se está transformando en todo un misterio a nivel internacional debido a sus pequeñas bodegas familiares y a su admirada joya: “El Tannat”

RECORRE LA HISTORIA DE UNA TRADICIÓN FAMILIAR

timeline_pre_loader
El punto de partida

2 de abril de 1752

La tradición centenaria de una familia en un panorama que robustece día día el crecimiento de los vinos finos uruguayos en pleno acenso.  La presencia de la familia Carrau es un dato inexcusable de ese proceso en el marco de una larga 3 historia que se inicia en Cataluña.

Bodegas Carrau  establece una calidad constante como objetivo primordial. los nobles oficios suelen albergarse en la tradición familiar en el seno de la práctica repetida transmitida de padres a hijos. De abuelos a nietos que una larga carrera de perfección un día se cumplía en los viejos medios comerciales.

Algo de eso todavía subsiste en el ámbito de los bodegueros que se precian.  Por eso la Familia Carrau aún conserva como documento precioso uno que hace constar que el 2 de abril de mi 1752  Don Francisco Carrau Vehils compra la primera viña de la familia en Cataluña.
El 6 de febrero de mi 1783  el notario hace constar que así fue y que la viña está en Vilassar de mar. Hoy incorporada al cuerpo de Barcelona.

1840

background visitas a bodega

En 1840 Juan Carrau Ferrés se dedica al negocio entorno al vino y también a los libros de su bodega están celosamente guardados por sus herederos actuales. Su nieto Juan Carrau Sust graduado de enólogo en Villa Franca del Penades cumple con el traslado, más bien verdadero transplante de la familia a Uruguay.

Llegada a Uruguay

02/04/1752 Inicios en Uruguay

el punto de partida bodegas carrau la empresa

Juan Carrau Sust llega con su esposa Catalina Pujol y cinco hijos entre estos Juan Francisco Carrau Pujol.

Carrau Sust se suma a la fundación de la Bodega Santa Rosa que entre 1930 y 1940. Crece con tecnología aportada por el vitivinicultor catalán que además aporta al Uruguay el método champenoise y otros vinos especiales.

1976 Fundación de Bodegas Carrau

bodegas carrau fundación

En 1976 funda Bodegas Carrau un proyecto de gran ambición para el cual importa vides libre de virus de selección clonal con criterios revolucionario para aquel tiempo.  El proyecto en marcha es declarado de Interés Nacional en noviembre de 1977 ya que entre otras razones la finalidad era exportar y hacer conocer en el mercado internacional los Vinos Uruguayos.

La importancia de este emprendimiento justifica que se le considere el punto de partida de una nueva etapa en la Vitivinicultura Nacional. Para instrumentar debidamente además de los viñedos de Cerro chapeu la nueva empresa adquiere la bodega de Pablo Varzi que fue fundada en 1887 y que forma parte de la aportación italiana a la historia del vino uruguayo.

BODEGAS Y VIÑEDOS

REGIÓN SUR

Viñedo Las Violetas – Canelones

Una de las metas de calidad que Carrau ha promovido en sus viñedos y bodegas es el respeto por la naturaleza. De acuerdo a este principio, Uruguay ofrece uno de los ambientes más puros, según el ranking mundial del 2007 de Índices ambientales y de sustentabilidad de Yate University en EEUU, siendo el primer país vitivinícola en calidad de agua, aire y protección de la biodiversidad. (visit Website: http://www.yale.edu/esi/).
La primera viña de la familia en Uruguay es adquirida por Juan Carrau Sust luego de su arribo a Uruguay en 1930. En las Violetas, a solo 39 Km al norte de Montevideo. Esta región tiene suelos de arcilla negra calcárea, fértiles y que con un estricto control de rendimiento por hectárea se obtienen excelentes uvas de principalmente Merlot, Cabernet Franc y Chardonnay. La viña más antigua de la familia se encuentra aquí con más de 90 años de edad de las variedades Nebbiolo y Marzeimno.

Bodega Colón – Montevideo

Una de las bodegas mas antiguas del país, construida en 1887, fue recuperada por Carrau para el inicio del primer proyecto exportador de vinos finos del Uruguay. Su casa colonial y el hermoso parque y viñedo, lo hacen un lugar ideal para descubrir algunos de los mejores vinos de Sud America, a tan solo unos minutos de Montevideo. Con una capacidad de 12.000 hectolitros en tanques de acero inoxidable y barricas de roble.